martes, 7 de abril de 2015

HERIDAS


DEVOCIONAL DIARIO DE
PERDON ESPIRITUAL
Dedique 3 minutos a perdonar a los hombres sus ofensas a través de la oración para que su devoción a Dios sea pura.
Debemos perdonar diariamente a los hombres sus ofensas a través de la oración para que nuestra devoción a Dios sea pura.

Día Perdón espiritual

7- Perdono en oración a las personas que me hirieron el corazón con degradaciones.

Extraído del libro electrónico "Guía diaria de cristianismo práctico y 
liberación espiritual I"
www.libroguiadiaria24.webnode.es


Ofrenda a este ministerio de consejería y evangelístico con tarjeta de crédito:

ANTES DE PERDONAR

* No ponga nombre completo sino solo nombre o anónimo.
* No escriba detalles que comprometan su identidad social.
* Perdone a su ofensor todo lo malo que le ha hecho y ruegue bendición a Dios por su vida.
* Dígale todo lo que siente a Dios.
* Luego de perdonar, sentirá liberación espiritual.
* Al perdonar a través de estas lineas, deberá olvidarse de los pecados que esa persona ha cometido hacia usted, rogando bendición por el ofensor. Restaurando las relaciones si es posible. Orando a Dios por esa persona para que conozca el amor del Señor.
* Dios le perdonará a usted sus ofensas.
* Recuerde que su peor enemigo puede ser su mejor amigo en el futuro.

Perdone a los hombres sus ofensas

Perdone a los hombres sus ofensas
y reciba liberación espiritual

.

.

** INGRESA CON TU FAMILIA AL REINO DE LOS CIELOS A TRAVES DE ESTA ORACION: **

Haz esta oración y sé salvo y sano espiritualmente:

Repite con nosotros:

Padre y Dios mío, vengo a ti, no puedo más, estoy tan cansado/a, me siento mal, tengo mil problemas, te necesito, ayúdame por favor, creo en tí, aunque no te vea o no te sienta, perdóname por mis pecados, me arrepiento por estar lejos de ti, te pido que me perdones, a través de tu Hijo Jesucristo, lo recibo a él en mi corazón, entra Jesús en mi, tu eres mi salvador, hazme una nueva persona, lléname de tu Espíritu Santo, de tu Palabra, de tu bendición, cámbiame, mejora mi vida, mi familia, mi economía, por favor te lo pido, ten piedad de mi oh Dios, yo te doy gracias, te alabo y te bendigo, y te daré toda la gloria, la honra y la alabanza. Amén.